Un guardia civil en prácticas en Ibiza "vive en una furgoneta y se ducha en el gimnasio"

Al llegar nuevo personal, "malviven donde pueden hasta que, teniendo mucha suerte, encuentran un apartamento (...) con una habitación por unos 800 euros y que deben compartir"

Guardia Civil 25 de enero de 2024 GDH Digital GDH Digital
guardiacivil-cochepatrulla
Foto de archivo

El sindicato Independientes de la Guardia Civil (IGC) denuncian que un agente en práticas en el aeropuerto de Ibiza "vive en una furgoneta y se ducha en el gimnasio ante la imposibilidad de encontrar vivienda". Hasta tal punto llega el problema para encontrar un piso digno en la isla.

Esta asociación profesional de guardias civiles recuerda que en el caso de Ibiza, "la mayoría de los inmuebles ofertados solo se arriendan para los meses de invierno y si [los agentes] desean permanecer en verano, se ven obligados a pagar hasta diez veces más que otro mes fuera de temporada. Incluso existe reticencia de alquilar viviendas a los componentes del cuerpo, ya que en varias ocasiones se han denunciado estos hechos".

Malvivir hasta encontrar un piso por alrededor de 800 euros

En una nota de prensa, relatan que "al llegar nuevo personal" a la isla, "malviven donde pueden hasta que, teniendo mucha suerte, encuentran un apartamento, en la mayoría de ocasiones con una sola habitación por unos 800 euros y que deben compartir". 

Independientes de la Guardia Civil recuerdan que "el Ayuntamiento de Ibiza se comprometió a ceder un edificio para viviendas de Guardia Civil, pero nunca se llevó a cabo, por lo que la tónica de ver a los agentes haciendo vida en autocaravana seguirá en aumento, ya que no se puede hacer frente a los cerca de 2.000 euros que de media puede costar el alquiler de un piso".

Finalmente, critican que "los agentes que pasan a estas islas destinados", en relación a Baleares, "reciben la noticia como si de un castigo se tratara".

En cuanto a Formentera, explican que "los alquileres, como en el resto de islas, están muy por encima del poder adquisitivo de los componentes del cuerpo y el problema se agrava cuando llega nuevo personal, ya que los alquileres pueden llegar a costar hasta 1.500 euros por vivienda con una única habitación".

Además, añaden que "otro de los problemas a los que se enfrentan los que viven en caravanas, furgonetas o en sus propios coches, es que, al no ser éstos considerados domicilios fijos, no tienen posibilidad de empadronarse y por lo tanto no se pueden beneficiar del descuento que ofrecen de insularidad para desplazarse a la península".

Por último, explican que en junio de 2022 mantuvieron una reunión con el Partido Popular de Ibiza, al que "solicitaron que buscara alguna forma de bonificación y protección de la vivienda para el colectivo de guardias civiles, mediante la cesión de viviendas públicas y fomentando la construcción de aquellas en suelo urbano de titularidad pública, ya que incluso las vacantes ofertadas en comisión de servicio no se cubren, debido al problema del acceso a la vivienda a precio razonable".

gdh-logoprincipal-2

✔ Suscríbete AQUÍ a nuestro "Boletín de Noticias"

Te puede interesar
Lo más visto

Te enviaremos un email para CONFIRMAR tu suscripción - La dirección email será usada EXCLUSIVAMENTE para el envío de nuestras últimas noticias. Podrás cancelar tu suscripción usando el enlace que se adjunta al final de nuestro "Boletín".